La tós con las flemas. 1


La tós con las flemas.

La tós por sí sola, no es realmente una enfermedad, sino que es una indicación de los problemas en el tracto respiratorio. De hecho, la tós es un mecanismo de autodefensa, provocada por la presencia de cualquier partícula extraña en el tracto respiratorio. Y la flema, no es más que la mucosidad secretada por los pulmones en respuesta a la infección. El goteo nasal posterior, es un síntoma de la sinusitis, que también puede dar lugar a la acumulación de la flema en la garganta. Cuando el moco es expulsado fuera del cuerpo y se hace visible, se le llama flema o esputo.

Casi todos nosotros hemos experimentado la tós productiva, la cual puede ser causada por un resfriado común, la bronquitis u otras infecciones de las vías respiratorias. La tós con flemas es más bién una buena señal, ya que la acumulación de las mismas, puede provocar las infecciones respiratorias y otras complicaciones médicas. Sin embargo, una condición para la tós crónica con flemas, que tengan mal color (amarillo, oxidado-marrón, verde, etc.) no debe pasarse por alto, ya que puede ser un síntoma de algunas enfermedades pulmonares graves.

Las causas de la tós productiva

Las causas de la tós productiva pueden ser leves o graves. Por ejemplo, la tós del pecho causada por un resfriado común, es fácilmente tratable, mientras que la causada por el enfisema y otros problemas pulmonares crónicos, es potencialmente mortal. La exposición frecuente a los irritantes químicos, o inhalación de los mismos, como los humos, los vapores, los contaminantes ambientales y algunos alérgenos, también puede provocar la tós con las flemas. En la mayoría de los pacientes, es común, que la tós productiva se manifieste por la mañana.

Aunque no es muy fiable y el significado del color de la flema no es importante, ayuda en la identificación rápida de la causa de la tós con las flemas. Mientras el moco amarillo o verde denota la infección en las vías respiratorias o de los pulmones, la flema de color gris o marrón se debe a la inhalación del polvo, los humos, el alquitrán y de algunos contaminantes similares. Además, en el examen de esputo, se comprueba la consistencia del expectorado para confirmar las causas. Si es necesario, el médico le sugerirá realizar una radiografía del tórax, un análisis de sangre y otras pruebas diagnósticas para descartar las enfermedades graves.

Tratamiento en el hogar

La intervención terapéutica para la tós con las flemas, consiste en abordar las causas del exceso de la flema en la garganta. Sobre la base de la verdadera razón, deben ser adoptadas las medidas eficaces, que ayuden en la eliminación rápida de la mucosidad. A continuación, se presentan algunas de las medidas correctivas para la tós con mucosidades, que se pueden practicar para obtener un alivio de la tós productiva.

Nunca tragar la flema
El remedio más eficaz para la tós con las flemas, es expulsar el esputo lo más que se pueda. Beber mucha agua también ayuda en la expectoración de las mucosidades.

El descongestionante nasal
Los descongestionantes nasales o los aerosoles, a menudo son prescritos para las personas, que tienen bloqueadas las vías nasales debido al resfriado común, la gripe o una infección en el pecho. Además, la inhalación de los vapores y los baños de vapor, ayudan en la limpieza de la cavidad nasal y en la eliminación de las mucosidades de una forma eficiente.

La tós expectorante
Para aquellas personas que tienen una tós húmeda, pero con dificultades de expectoración, un expectorante para la tós es considerado como la mejor solución. Puede utilizar un sistema expectorante fiable sin receta médica  para expulsar las flemas eficientemente. Al tomar estos jarabes para la tós, siga cuidadosamente las instrucciones, que se mencionan en las instrucciones de uso.

Evite los supresores de la tós
Un supresor de la tós es sugerido para el tratamiento de la tós seca, pero no para una tós del pecho o para la tós productiva. Por lo tanto, no utilice tales formulaciones, aunque a veces, la tós con mucosidad puede ser irritante y dolorosa. Incluso el mejor supresor de la tós, puede empeorar los síntomas de la producción de las mucosidades.

Compruebe su dieta
Algunos alimentos ayudan a aflojar la mucosidad de las vías respiratorias. Usted puede pensar en la incorporación de los cítricos, la piña, la coliflor, el ajo y el apio en su dieta. Consumir las bebidas calientes y los alimentos picantes, ayudará a abrir las vías respiratorias. Sin embargo, absténgase de cualquier tipo de comidas frías, durante del periodo de tós productiva.

Deje de Fumar
El tabaquismo es una de las razones más principales, que causan la tós crónica (que dura durante más de 8 semanas), con la secreción de las mucosidades o sin las mismas. Por lo tanto, para el tratamiento de la tós, se debe evitar el hábito de fumar lo antes posible. Según el estudio, dejar de fumar ha ayudado a más del 90% de los fumadores a conseguir el alivio de la tós dentro de un més.

En el caso de las condiciones crónicas de la tós con las flemas, que no muestra resultados inmediatos mediante los remedios naturales antes mencionados, es una señal para buscar la ayuda médica, en lugar de recurrir a la automedicación. Después de realizar las pruebas de diagnóstico, el médico le recetará los medicamentos terapéuticos apropiados.

 

Artículos relacionados:

Las causas de la flema en la garganta. Las causas

Flema blanca

La flema en los pulmones.

¿Cómo deshacerse de la mucosidad?

¿Por qué el moco se produce cuando se tiene un resfriado?

La tós con flema.


Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Un comentario en “La tós con las flemas.

  • carlos

    llevo mas de 3 meses con flemas , tos, he ido al medico , demasiados remedios y nada de cura , me silva el pecho y me herve ya no se que hacer he hecho de toda clase d remedios caseros y nada estoy asustado favor de aconsejarme que debo hacer mil gracias por su ayuda, tengo 76 años .fume ha mas o menos 20 años no lo volví hacer.