Los síntomas de un quiste ovárico

La estructura de un quiste de ovario puede ser descrita como un saco pequeño lleno en su interior de contenido liquido. Se encuentra en el interior del ovario o en su superficie. Estos quistes se pueden encontrar en uno o ambos ovarios. Los quistes ováricos suelen clasificarse en dos tipos diferentes. Uno de ellos son los quistes funcionales, que son absolutamente inofensivos y duran un tiempo muy corto. El otro son los quistes patológicos que podrían ser graves en algunos casos. Por lo general, los quistes ováricos son muy pequeños de tamaño y no muestran ningún síntoma. Los síntomas de un quiste ovárico se observan cuando el tamaño del quiste se hace más grande.

Signos y síntomas de un quiste ovárico

El quiste ovárico es una ocurrencia común en las mujeres. De hecho, se dice que la mayoría de las mujeres tienen quistes ováricos al menos una vez durante sus años fértiles. Sin embargo, la mayoría no presenta síntomas. El primer signo del quiste de ovario es el dolor y el malestar en la región del bajo vientre. En su mayoría se presenta de forma intermitente. El dolor de quiste de ovario es diferente para cada caso. Puede ser un dolor agudo que dura sólo unos minutos o puede ser un dolor sordo que se prolonga durante días. Se siente en cualquiera de uno o ambos lados del abdomen. En algunos casos, el dolor puede ir acompañado de fiebre. A veces, el dolor puede extenderse a  la espalda baja y los muslos. Algunas de las quejas de las mujeres con quistes de ovario son las siguientes:

  • Hinchazón en el abdomen o sensación de esta.
  • Las irregularidades en los ciclos menstruales que causan retraso en el periodo. Algunas mujeres experimentan dolor intenso antes o durante los períodos. Sangrado abundante es probable que ocurra en muchos casos.
  • Frecuente necesidad de orinar. Esto sucede cuando el quiste ejerce presión sobre la vejiga. En esta condición, el dolor agudo a menudo se experimenta al orinar. Como resultado, el vaciado de la vejiga se vuelve difícil.
  • Dolor experimentado durante el movimiento del intestino debido a la presión ejercida por el quiste.
  • Intenso dolor pélvico durante o después de las relaciones sexuales.
  • Náuseas, vómitos y distensión abdominal.
  • Sensibilidad en los senos y el aumento en el crecimiento del vello corporal, que son provocados por alteraciones en la producción hormonal.
  • Aumento de peso corporal y frecuentes brotes de acné pueden producirse cuando un número múltiple de quistes se forma en el ovario. Esta condición también se conoce como síndrome de ovario poliquístico.

Un quiste ovárico puede dar lugar a una gran cantidad de complicaciones de salud. Si se rompe, el suministro de sangre a las paredes del quiste se agrava más el dolor. Cuando el quiste se hace grande, entonces hay posibilidades de que pueda estallar.

La ruptura del quiste de ovario es mucho más grave que si el quiste permanece estable y sin crecer. En caso de ruptura del quiste, un intenso dolor comienza de repente acompañado de  mareos,  frío en las manos y los pies, dificultad para respirar, etc. Si los quistes de ovario se forman durante el embarazo, puede dar lugar a varias complicaciones. Los síntomas de un quiste de ovario en el embarazo son visibles cuando el tamaño del quiste es muy grande o cuando el quiste se rompe. El dolor insoportable en esta condición puede causar aborto involuntario o  un parto pre-término.

Tratamiento de los quistes de ovario

El tratamiento de quiste de ovario se basa en un número de factores, incluyendo su tamaño, la ubicación y los síntomas. Cuando los síntomas aparecen de vez en cuando y no son muy molestos, los médicos llevan control del quiste con ecografía en intervalos regulares de tiempo para comprobar cualquier cambio en el tamaño o las características del quiste. Para un alivio temporal del dolor ovárico del quiste, los médicos sugieren la aplicación de calor y el uso de suplementos de vitamina D. Para controlar la formación de los nuevos quistes, los médicos recomiendan el uso de píldoras anticonceptivas. En caso de que el quiste sea lo suficientemente grande y este creciendo aún más, la opción quirúrgica se aplica. La cirugía también es necesaria para tratar los síntomas de la ruptura de un quiste ovárico. Hay un número de técnicas disponibles para este tipo de cirugía. Si una mujer está en sus años reproductivos, el quiste puede ser extirpado sin la extracción de los ovarios. El quiste ovárico doloroso en las mujeres embarazadas se vigila de cerca sin ningún tratamiento, siempre y cuando no interfiera con el embarazo. Si hay signos de complicaciones, se extirpa mediante cirugía sin causar ningún daño al bebé.

Ahora, usted sabe cuáles son los síntomas de un quiste ovárico. No hay ninguna manera por la cual se pueda prevenir un quiste de ovario. Sin embargo, si usted sospecha de los síntomas de un quiste, a continuación, visite a su médico para un diagnóstico adecuado. No se olvide de este problema, ya que puede dar lugar a complicaciones innecesarias en el futuro.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *