Dolores de cabeza después de comer

La cefalea es una de las condiciones más comunes que se experimenta por las personas en todo el mundo. También es uno de los síntomas más comunes que se refiere a una serie de enfermedades y trastornos. Por lo tanto, hay innumerables razones y causas de dolores de cabeza. Muchas personas se quejan de padecer un dolor de cabeza después de comer, específicamente, después de comer azúcar.

Causas de dolores de cabeza después de las comidas

La presión arterial alta es considerada como una de las posibles causas de dolores de cabeza después de comer alimentos salados. A continuación se presentan las causas pequeñas, así como graves de la cefalea.

Diabetes
La diabetes puede ser la posible causa de padecer un dolor de cabeza después del consumo de azúcar. Al consumir  azúcar, el nivel de azúcar en la sangre se eleva, lo que lleva a la liberación de grandes cantidades de insulina. Por lo que el cerebro no recibe suficiente cantidad de glucosa, el flujo sanguíneo en el cerebro se incrementa. Esto puede conducir a la contracción y la expansión de los vasos sanguíneos resultando en un dolor de cabeza.

Intolerancia alimentaria
Las intolerancias alimentarias, así como la intolerancia a la lactosa son causas comunes de dolores de cabeza experimentados inmediatamente después de comer. Muchas personas son intolerantes a la lactosa que se contiene en la leche y productos lácteos , y además al  gluten que está en el trigo, centeno, cebada y otros granos. Cuando las personas que sufren de intolerancia a los alimentos consumen los productos alimenticios prohibidos, su sistema inmune da una reacción negativa que resulta en síntomas como dolor de cabeza, diarrea, náuseas, vómitos, etc.

Migraña
La migraña es una condición cuando una persona experimenta un dolor de cabeza agudo en un lado de la cabeza. Aunque la causa exacta de la migraña es desconocida, hay varios factores que pueden desencadenar esta condición. El consumo de un tipo determinado de alimentos es uno de los factores prominentes y desencadenantes de la migraña. Algunas personas pueden sufrir de ella por el consumo de alimentos salados, mientras que otros pueden experimentarla al consumir alimentos que contienen azúcar.

Enfermedad de reflujo ácido
Enfermedad de reflujo ácido, también conocido como reflujo gastroesofágico o la enfermedad de reflujo gástrico, es una condición que se produce cuando el ácido en el estómago se sube de nuevo al esófago y la garganta. Es una causa común de tener dolores de cabeza después de comer, especialmente durante el embarazo. El consumo de alimentos picantes o fritos, alcohol y tabaco, etc. puede aumentar la cantidad de ácido en el estómago, el cual a su vez se sube de nuevo al esófago. Los síntomas de esta condición incluyen náusea, ardor de estómago, dolor de pecho, malestar, tos y dolor de cabeza.

Tratamiento de dolor de cabeza

En la mayoría de los casos, la gente no vincula el dolor de cabeza a cualquiera de las causas mencionadas anteriormente y, por lo tanto, este síntoma es ignorado. En casos simples, esta no es una condición seria. Sin embargo, se debe tener cuidado si aparece con frecuencia. El médico puede aconsejarle a mantener un diario de alimentos para identificar los factores que causan su dolor de cabeza. Los análisis de sangre y de orina pueden ser necesarios para el diagnóstico de la diabetes. Hay que consultar al médico para el tratamiento de la presión arterial alta. Con el fin de tratar el reflujo ácido y la migraña, uno simplemente tiene que hacer cambios en la dieta para mantenerse alejado de los alimentos inapropiados. Es aconsejable cortar completamente el consumo de alimentos que causan estos trastornos. Además se puede tomar ciertos medicamentos, como los analgésicos para deshacerse del dolor de cabeza. El médico incluso puede prescribirle otros medicamentos para tratar los síntomas. Las mujeres embarazadas también deben consultar al médico antes de tomar cualquier medicamento.

Por último, como nota final, hay que recordar que todas las condiciones mencionadas anteriormente se las puede tratar y prevenir sólo siguiendo una dieta saludable. ¡Tenga cuidado!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *