La laringitis en los niños. Los síntomas y el tratamiento de la laringitis

La laringitis es una enfermedad que se manifiesta por la inflamación de la laringe, acompañada de una tós seca y de la dificultad para respirar. Con tal molestia se enfrentan cada vez más niños menores de los 3 años. Las causas de la enfermedad son las infecciones virales, la reacción alérgica o el sobreesfuerzo de las cuerdas vocales (en los niños mayores). La laringitis en un niño puede ser aguda y crónica. Veamos las causas y las formas de la enfermedad en detalle.

Las causas de la laringitis en los niños

Vale la pena señalar, que no sólo la laringitis, la tós y los espasmos de las cuerdas vocales, acompañados de hinchado, pueden provocar un sonido como un ladrido.

  • Los virus son la causa más común del desarrollo de laringitis. Una vez en el cuerpo de un niño, tienden a establecerse en el tracto respiratorio superior, es decir, cerca de las cuerdas vocales. La laringe se empieza a hinchar y el bebé, sintiéndose incómodo, trata de deshacerse de la molestia mediante la tós. Cuando el niño tiene espasmos en la garganta, se puede oír el sonido de una tós perruna.
  • Los alérgenos ocupan el segundo lugar en el ranking de las causas de la enfermedad. Los niños, la familia de los cuales tiene mascotas (especialmente con el pelo largo) pueden sufrir de los ataques de la tós perruna. Si en la casa hay una reparación, los niños sienten olores acres (barniz, pegamento, etc.), que también pueden desencadenar la laringitis. Los alérgenos también pueden ser los ácaros del polvo doméstico o los alérgenos alimentarios.
  • La herencia. Si los familiares tienen una historia de la enfermedad, esto aumenta la probabilidad de que el niño también sufra de la laringitis.
  • Las drogas medicinales en forma de un spray para la garganta o la nariz. Durante las diferentes infecciones o los resfriados estacionales, a menudo a los niños les prescriben una variedad de aerosoles (Orasept, Ingalipt, Salina y otros). Pero vale la pena señalar, que en los primeros tres años de vida, su uso es extremadamente peligroso. Al entrar en la nariz o en la garganta, el chorro causa unos espasmos de las cuerdas vocales. De esta forma el cuerpo trata de proteger el tracto respiratorio superior.
  • El estrés psicológico y el estrés nervioso pueden producir los espasmos de las cuerdas vocales. Esto se debe al sistema nervioso más frágil del niño. Los niños perciben bastante mal ciertos acontecimientos y su psicología no siempre dá una respuesta adecuada a la situación.

Las formas de laringitis en los niños

  • La laringitis catarral – es la forma más fácil de la enfermedad. La tós aparece periódicamente. En la garganta hay una sensación de cosquillas. La voz se vuelve ronca.
  • Los síntomas de laringitis hipertrófica son similares a los de la lengua azul, pero en las cuerdas vocales aparecen crecimientos del tamaño de una cabeza de alfiler (“nódulos del cantante”). Estos provocan una voz ronca. Con el tiempo y con los cambios hormonales en el cuerpo, estos crecimientos desaparecen por sí solos. Se recurre a la cirugía sólo en los casos médicos si el aglutinante es fuertemente deformado.
  • La laringitis atrófica prácticamente no se produce en los niños. En esta forma de la enfermedad se adelgaza la membrana mucosa de la laringe. Las quejas de los pacientes son: la boca seca, tós severa, la voz ronca constantemente. A menudo, la causa de esta atrofia es la ingesta de las comidas picantesy con mucha variedad de especias.

Los síntomas de la laringitis en el niño

La laringitis se produce de forma totalmente inesperada en un niño que aparenta la salud completa. Muy a menudo, la tós comienza a las 4 de la mañana cuando el bebé duerme. El niño comienza a ponerse nervioso y se vuelve inquieto. La temperatura corporal se eleva, a veces hasta los 39ºC. La frecuencia respiratoria aumenta. El niño respira con dificultad. La piel alrededor de la boca adquiere un tono azulado (cianosis).

El tratamiento de la laringitis en los niños

  • De hecho, la laringitis se puede curar con bastante rapidez. Sólo se necesita un poco de tiempo para hablar lo menos posible, o para hablar en voz baja. Tales modalidades con las cuerdas vocales traerán los resultados bastante rápidos.
  • Asegúrese de que el niño respire por la nariz y no por la boca. El hecho de que el aire seco entra a través de la boca hasta la laringe, seca e irrita la mucosa.
  • Deje que su hijo beba agua lo más que se pueda. Pero recuerde, que el agua debe tener la temperatura ambiental. La bebida debe ser administrada en porciones muy pequeñas. Deshacerse del dolor de la garganta ayudará un vaso de leche caliente con una rodaja de mantequilla derretida en la misma.
  • Si en la casa hay una reparación, es mejor no mantener al bebé en esta habitación. Envíelo a la casa de campo o de visita a su abuela.
  • Proporcione a su hijo una dieta que excluya los alimentos fritos o picantes.
  • El baño caliente para los piés también ayuda. Principalmente antes de ir a la cama. Llene un cuenco con el agua con la temperatura de aproximadamente de 45 grados, moje en ella los piés del bebé. Déjelos allí durante unos 20 minutos, luego séquelos y póngale los calcetines.
  • Buena ayuda en el tratamiento de la laringitis son las vaporizaciones. Por supuesto, lo ideal sería utilizar los inhaladores especiales, pero se pueden usar los métodos tradicionales. Por ejemplo, el vapor de las patatas. Es muy simple: hervir las patatas con la cáscara, escurrir y dejar al niño respirar los vapores sobre la olla. También es posible preparar la infusión de hierbas (por ejemplo, manzanilla, salvia, eucalipto, hierba de San Juán) en ebullición. En un vaso de agua poner 2 cucharadas de hierbas, dejar que hierva a fuego lento durante unos 15 minutos, luego filtrar y completar hasta el volumen original. Inhalar el vapor durante 5-10 minutos, 3 o 4 veces al día.

Si los métodos anteriores no le ayudan y el bebé continúa tosiendo, asegúrese de comunicarse con su médico.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *