La flema en el pecho.

Las membranas mucosas de los seres humanos y los animales secretan un líquido pegajoso denominado la flema, que ayuda en la alineación de las paredes de las vías respiratorias. Existen varios tipos de inmunoglobulinas y de las enzimas antisépticas, que producen la protección necesaria contra las infecciones y la congestión. Las inmunoglobulinas y las enzimas antisépticas ayudan a tratar las infecciones y la mucosidad, la que luego es expulsada fuera del cuerpo al toser. La flema en el pecho es un síntoma clínico, que se desarrolla como respuesta a una acción continua y durante mucho tiempo, de los diferentes tipos de los agentes irritantes de la mucosa bronquial.

Las causas

  • Se debe más al humo de tabaco. Las personas que fuman, sufren de este problema constantemente. Al mismo tiempo, los fumadores pasivos también están en riesgo de contraer este síntoma.
  • Junto a los irritantes del humo de tabaco, otros irritantes són el polvo, el humo y los gases de las unidades industriales.
  • Las alergias provocadas por la caspa de las mascotas, también pueden causar este síntoma.
  • El resfriado común es la otra causa común de la flema.
  • Las enfermedades, que pueden causar este síntoma, són la neumonía, el asma, los coágulos en los vasos sanguíneos, etc. La mayoría de estas enfermedades, pueden provocar la tós con flema durante aproximadamente tres semanas.
  • Las infecciones bacterianas o las virales en el pecho, como la bronquitis, la tós ferina, etc, són otra causa común de la flema espesa.
  • La infección en el pecho es otra de las causas.
  • La mayoría de los remedios para la tós y el resfriado, producen la tós seca, que también conduce al moco seco en el pecho.
  • La constante  formación  de la tós puede deberse a una afección grave, como la tuberculosis o el colapso pulmonar.

Los remedios

Usted puede hervir el agua en un recipiente e inhalar los vapores. Alternativamente, permanecer en un cuarto de baño lleno de vapor funciona bién también. Si usted tose, mientras que esté inhalando el vapor, se dará cuenta, de que es más fácil para la tós con flema. Observe el color de la flema. Si es clara y negra o de color pálido, la infección es viral, si la  flema es de color marrón, amarilla, verde o con sangre y esté notando los síntomas de escalofríos, la fiebre, etc., significa que usted tiene que consultar con un médico.

Mientras que usted está tratando de deshacerse de la flema, es importante, que usted se mantenga bién hidratado, ya que, si usted se encuentra deshidratado, la flema también se secará y surgirán problemas al toser. Al mismo tiempo, es aconsejable evitar las bebidas alcohólicas y la cafeína, ya que deshidratan el sistema. Se puede utilizar un expectorante para tratar la condición.

Un humidificador puede ser de grán ayuda, especialmente cuando se utiliza un sistema de calefacción durante los meses fríos, ya que los sistemas de la calefacción resecan el aire. A menudo, las personas que sufren este problema, respiran por la boca al dormir, el aire seco hace, que los pulmones se sequen. Por lo tanto, se sugiere el uso de un humidificador por la noche.

Si usted es un fumador, tendrá que reducir enormemente sus hábitos de fumar. Así mismo, es esencial que usted evite los lugares secos, polvorientos y el humo cargado. Evite mojarse bajo la lluvia y evite salir durante el viento frío, ya que esto puede empeorar la condición. Evite los alimentos agrios, incluyendo el yogurt, ya que vá a empeorar el problema. Así también, los productos lácteos, la harina blanca, el azúcar refinado, etc., también se deben evitar, cuando uno tiene flema. Los alimentos que deben formar parte de la dieta són las naranjas, la piña, el limón, el pomelo, el ajo, la cebolla, los espárragos, el apio, etc.

Existen algunos remedios, que ayudan en la reducción del exceso de la flema en el pecho. Los remedios caseros para la congestión del pecho són los siguientes:

  • Mezcle las hojas de albahaca, el jengibre y la pimienta negra en polvo. Tome una cucharadita de cada uno de ellos y pongalo a hervir en una taza y media de agua. Hierva el agua hasta que se reduzca a la mitad de su medida original. Añada la miel a la mezcla. Divida la mezcla en tres partes y tómelo tres veces al día.
  • Para el siguiente remedio, tendrá que extraer el zumo de jengibre. Tome una cucharadita de zumo de jengibre y añada una cucharadita de miel a la misma. Tome esto tres veces al día.
  • Mezcle dos cucharadas de zumo de limón, una cucharada de miel y añada una pizca de pimienta de cayena. Si usted no tiene pimienta de cayena, también puede hacer uso de la cebolla rallada en su lugar. Tome esta mezcla, al menos tres veces al día.
  • Beber una taza de té bién preparado, también ayuda a aliviar la mucosidad en el pecho. Usted puede preparar el té de tomillo o el té de jengibre. Ambos són de grán ayuda.

Este síntoma no debe ser descuidado. Siempre preste atención al color de la flema. Si el síntoma no desaparece, a pesar de que haya tomado los remedios caseros, es recomendable buscar la ayuda de su médico lo antes posible.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *