Los métodos de inducir el parto natural

El estado avanzado de la gestación es la etapa más difícil de todo el embarazo. Este es el período durante el que la madre a menudo se queja de los dolores y de las molestias, y cuando también se siente agotada. La espera a veces puede ser muy frustrante. Con la ayuda y la orientación de su ginecólogo, puede utilizar los siguientes métodos para inducir el parto de forma natural.

Los métodos de inducir el parto natural

Los métodos para inducir el parto natural son seguros y no tienen efectos secundarios. Asimismo, no causan ningún daño a la salud del bebé ni a la de la madre. Éstos son algunos de los métodos:

Caminar: A menudo, caminar induce el parto en las etapas avanzadas del embarazo, debido a la fuerza gravitacional. La cabeza del bebé está en posición de descenso en la región pélvica. Muchas veces, a las mujeres también se les pide a subir las escaleras para aumentar la presión sobre el cuello del útero. Los profesionales sanitarios también sugieren caminar para acelerar el proceso del trabajo después de que la madre se haya puesto de parto. Al mantenerse de pié y en la posición vertical, se ejerce presión sobre el cuello del útero, lo que ayuda en la dilatación. Pedalear con una bicicleta estática también se recomienda para iniciar las contracciones. Al caminar, se recomienda que la ingesta de los líquidos sea alta y si su cuerpo le dice que usted está cansada, deje de caminar o de pedalear de inmediato.

Las prostaglandinas y las oxitocinas: La oxitocina es una hormona que hace que el útero se contraiga. Se libera en el cuerpo después de tener las relaciones sexuales. Además, el orgasmo ayuda en la activación del útero. El semen contiene las prostaglandinas, las que ayudan en el ablandamiento del cuello uterino. Por lo tanto, se sugiere la actividad sexual. Si en esta etapa las relaciones sexuales son difíciles para usted, se sugiere la estimulación de los pezones, a pesar que la estimulación vigorosa de los pezones puede dar lugar a las contracciones del parto pesado. También ayuda en la liberación de la oxitocina. Es importante que compruebe, que el agua no se haya roto antes de caer en cualquier acto sexual. Muchas veces, la opción de las relaciones sexuales se descarta para las mujeres que tienen una placenta de implantación baja o cualquier otra complicación.

El aceite de ricino: Este es un método egipcio de inducir el parto de forma natural. Una dosis de 60 ml se recomienda para inducir el parto. Sin embargo, algunas mujeres sienten náuseas después de consumir el aceite de ricino.

Las hierbas y las especias: La comida muy picante ayuda a inducir el parto de forma natural. Pero tenga cuidado de no afectar a su estómago debido a las especias. Las hierbas como la albahaca y el orégano también son de grán ayuda para la inducción del parto.

Las frutas tropicales: Las frutas tropicales como el mango, la papaya, la piña y el kiwi también ayudan en la inducción natural del parto. Contienen las enzimas que ayudan a inducir el parto.

La acupresión: Las investigaciones han demostrado, que la aplicación de la presión en ciertas partes sensibles del cuerpo estimula las contracciones. La acupresión se puede realizar fácilmente en casa. Es uno de los métodos más seguros para inducir el parto de forma natural.

Hablar con el bebé : Algunos estudios han demostrado también, que hablar con el bebé y hacer que se sienta bienvenido, le ayudará en el inicio del ciclo del parto. Se dice, que es el bebé el que comienza el ciclo complejo. En el libro de la mitología india (Mahabharata y Abhimanyu) se comenta, que el bebé escuchaba hablar a su madre sobre la estrategia de la guerra cuando todavía estaba en su vientre. En el libro se dice, que lo mismo ha sido utilizado en la guerra real. Si el feto pudo aprender sobre la estrategia de la guerra, entonces con toda seguridad puede escuchar la charla de su madre.

La limpieza: Muchas mujeres se han puesto de parto mientras se encontraban limpiando la casa en las etapas avanzadas del embarazo. La limpieza de la casa incluye las actividades como agacharse, ponerse en cuclillas, caminar, etc. Eyacular es también una buena forma de estirar el músculo pélvico. Levantar las cosas durante la limpieza, dará presión en la cavidad torácica y abdominal, lo que ayudará en el inicio del proceso del parto.

La relajación: Y por último, pero ciertamente no menos importante, la relajación es una grán ayuda para inducir el parto de forma natural. Hay muchas técnicas de relajación que se pueden usar. Un baño de agua caliente es uno de ellos, pero con el agua tibia y no muy caliente. La meditación es otra técnica que se puede utilizar para la relajación.

Las técnicas para inducir el parto natural son seguras, pero se recomienda que usted hable con su médico para evitar cualquier complicación. ¡Les deseamos un feliz parto!

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *