Cara roja después del ejercicio

 A Julia le gusta hacer ejercicios, pero ella odia  los efectos posteriores de los mismos, por ejemplo, la cara roja después de los ejercicios. Ella dice que su cara se pone muy roja, pero su rostro no suda, aunque las otras partes del cuerpo como la espalda, el pecho, etc, sudan.  Lo mismo le sucede a ella, si se aventuraa salir en un clima cálido. Por lo tanto, le resulta muy difícil trabajar en los veranos. Ella no es capaz de ir a correr, lo cuale lla tiernamente adora. Ella quiere saber, ¿hay personas que tienen el mismo problema como ella.

¿Usted también se enfrentan con el mismo problema que Julia? Esto significa, que Julia no es la única. Hay mucha gente, cuya cara se pone roja, incluso después de un poco de esfuerzo o después de salir al clima cálido. La pregunta que surge es, ¿Tienen algún problema las personas, que sufren de cara roja cuando hacen ejercicio? No, ciertamente no hay problema. Es una respuesta del cuerpo al calor generado por el propio cuerpo, ya sea cuando sale al sol o cuando hace ejercicios.

¿Qué causa la cara roja después de hacer ejercicios?

Hay muchas causas de la cara roja. Al iniciar el ejercicio, el cuerpo genera una grán cantidad de calor. Del total de calor generado, sólo una cuarta parte se utiliza efectivamente, durante el ejercicio. El calor restante permanece en el cuerpo. Por lo tanto, el mecanismo de sudoración tiene que asegurar, que el cuerpo no se sobrecaliente. Para la activación de las glándulas sudoríparas en el cuerpo, la circulación sanguínea aumenta en todas las partes del cuerpo incluyendo la cara. En el proceso, el corazón bombea la sangre oxigenada, que es calentada por el cuerpo, a la cara. La sangre caliente es responsable de cambiar el color de la piel a rojo. El nuevo suministro de sangre trae consigo una serie de nutrientes a la piel en la cara, las toxinas  y la materia de los desechos al mismo tiempo es són expulsadas del cuerpo. Sin embargo, además de tener la cara roja después de hacer ejercicios, si usted también nota, que tiene otros síntomas, como fatiga, náuseas, mareos, puede ser debido a un sobrecalentamiento.

La rosácea es otra de las causas de esta condición. Las mujeres són más propensas a la rosácea, que los hombres. Las mujeres en el grupo de edad de 30 a 60años, són las más afectadas. Los síntomas comunes, asociados con este problema, incluyen el enrojecimiento persistente de la piel, junto con los granos, espinillas, manchas rojas en la cara, etc. Aunque hay una serie de remedios caseros para la roasacea, es mejor buscar la opinión de un dermatólogo.

Tratamiento

Para evitar la cara roja al hacer ejercicios, es importante mantenerse bien hidratado, durante el ejercicio. Sin embargo, esto no quiere decir, que debe beber galones de agua de una sola vez. Tome un pequeño sorbo a la vez. Si usted está corriendo o trotando, es posible que desee echarse un poco de agua sobre la cabeza, así, esto le ayudará a enfriar un poco y también deshacerse de la cara roja después de correr. Al mismo tiempo, el uso de la ropa que respira bién, como el algodón, etc., són recomendables para los entrenamientos. A medida de lo posible, evite eliminar el sudor. Cuando el sudor se queda en la cara, la evaporación ayuda al enfriamiento. Esto, a su vez, ayuda a reducir la cara roja causada por el ejercicio. Al mismo tiempo, después de haber terminado su entrenamiento, asegúrese de beber un poco de agua. Esto le ayudará a enfriar más el cuerpo.

Cuando el clima es cálido, lo mejor es hacer ejercicio, ya sea por la mañana temprano, por la tarde o por la noche, cuando las temperaturas se enfrían. Al mismo tiempo, es mejor reducir la cantidad de ejercicios y la intensidad de los mismos un poco. Esto ayuda a mantener el calor corporal bajo control. Es mejor, sin embargo, hacer ejercicios en el interior, de modo que el calor del cuerpo no suba drásticamente.

Ahora que conoce la causa junto con los remedios, usted no necesita preocuparse. Usted tendrá que tomar las medidas simples, que se mencionan en este artículo y evitar que su piel se ponga roja.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *