Síntomas de la prediabetes en niños


Síntomas de la prediabetes en niños

De acuerdo con la hoja Nacional de diabetes hecha en 2011, más de 79 millones de personas en los Estados Unidos de América están sufriendo de la prediabetes. No sólo esto, casi 215.000 niños menores de 20 años de edad sufren de la diabetes según los últimos informes. Los síntomas de la prediabetes en los niños se encuentran generalmente en los que o bien tienen antecedentes familiares de la misma, o sufren de problemas de salud como la obesidad y un estilo de vida sedentario. De hecho, los estudios revelan que un niño que tiene sobrepeso tiene más posibilidades de padecer diabetes en el futuro, en comparación con un niño que está dentro de un rango de peso normal. La prediabetes es también conocida como intolerancia a la glucosa, ya que es más o menos una indicación de que la persona probablemente sufra de diabetes en el futuro si las modificaciones necesarias en el estilo de vida no se hacen.

Señales de advertencia de la prediabetes en niños

Como se mencionó anteriormente, la prediabetes es una condición en la que los niveles de azúcar en la sangre de una persona son más altos de lo normal, pero no tan altos como en el caso de la diabetes. La prediabetes es también conocida como intolerancia a la glucosa. Esto se debe a que las personas que sufren de esta condición por lo general tienen niveles más altos de glucosa en el cuerpo, (por lo general unos 100-125 miligramos por decilitro). Aunque las personas que tienen más de 45 años de edad tienen más probabilidades de sufrir de la prediabetes, incluso los niños pueden obtener esta dolencia debido a las razones ya explicadas. Usted se sorprenderá al saber que en los Estados Unidos de América, casi 1 de cada 400 niños menores de 20 años sufre de la diabetes tipo 1. Hablando de la diabetes tipo 2, a continuación se mencionan algunos de los principales síntomas de la prediabetes en los niños.

¿Su hijo sube de peso?
Uno de los síntomas más eminentes de la prediabetes en los niños es el aumento de peso. De hecho, si su hijo ya está obeso o tiene sobrepeso, y usted tiene un historial familiar de la enfermedad, entonces hay altas posibilidades de que su hijo padezca de la prediabetes. Si usted ha notado que el apetito de su hijo ha aumentado, él o ella siente más hambre y ansia por los alimentos ricos en hidratos de carbono y azúcar, y él o ella está ganando peso, entonces hay posibilidades de que su hijo tenga prediabetes.

¿Su hijo siempre tiene sed?
No sólo hay un aumento en el apetito, la prediabetes también puede conducir a una sed excesiva. Esto es debido al esfuerzo del cuerpo a equilibrar los niveles de azúcar en el cuerpo. El cuerpo pide más líquidos, con el tiempo haciendo que la persona sienta más sed.

¿Su hijo orina mucho?
Más agua en el cuerpo significa más orina. Una sed excesiva y micción frecuente son los signos de la prediabetes que están vinculados entre sí. Por lo tanto, si usted nota que su niño está tomando mucha agua, también se dará cuenta de que él también visita al baño más de lo habitual.

¿Heridas e infecciones no se curan rápidamente?
Un alto nivel de glucosa en la sangre hace el proceso de curación más lento de lo habitual. Por lo tanto, si usted nota que su hijo tiene un corte de casi 2 días, o una infección que ya debería haber sido curada, pero aún está fresca, entonces usted debe hacer que su hijo se compruebe la prediabetes.

¿Su hijo se cansa con facilidad?
Se supone que los niños son muy activos y llenos de energía todo el tiempo. Pero si usted piensa que su hijo está sufriendo de debilidad, fatiga, y parece ser letárgico todo el tiempo, entonces esto puede ser debido a la prediabetes.

Pregunte si su hijo experimenta una visión borrosa
Otro signo importante de la prediabetes en los niños, o incluso en los adultos es que están experimentando una visión borrosa. Esto ocurre debido a los niveles excesivos de glucosa en la sangre, lo que en realidad puede afectar los nervios y los vasos sanguíneos, incluyendo la visión del ojo. ¡Esta es la razón por la que una diabetes no controlada puede conducir a la ceguera permanente!

¿Hay oscurecimiento de la piel?
Otro signo de la prediabetes es un repentino oscurecimiento en las áreas específicas de su cuerpo. ¿Ha notado que su hijo tiene las axilas, el cuello, las rodillas o los nudillos oscuros?  Esta condición se conoce como acantosis nigricans, y se considera que es una de las señales que indica que la persona es un prediabético.

Si usted piensa que todos los síntomas antes mencionados de la prediabetes pueden estar asociados con la condición de su hijo en la actualidad, entonces, debe ponerse en contacto con su especialista de la salud tan pronto como sea posible. Su médico vigilará de cerca los síntomas y signos de su hijo, mirará la historia de su familia y llevará a cabo varias pruebas para determinar los niveles de azúcar en la sangre. La buena noticia es que a diferencia de la diabetes, que es una enfermedad crónica de larga vida, la prediabetes en realidad puede ser controlada y detenida para que no  se convierta en la diabetes. Su médico le recomendará unos cambios drásticos en el estilo de su vida y sus hábitos. Por ejemplo, el médico puede recomendarle un tratamiento para la prediabetes que incluya una dieta saludable. Mantenga un peso normal y un estilo de vida activo.

Artículos relacionados:

¿Qué sucede si hay una sobredosis de insulina?

Los efectos de la diabetes en el cuerpo

Los síntomas de la prediabetes

Síntomas de la prediabetes en hombres

Los alimentos que se deben evitar con la prediabetes

¿Cómo revertir la prediabetes?

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *