Granos en el pecho


Granos en el pecho

Una de las condiciones médicas persistentes y molestas, especialmente durante la adolescencia, es el acné, también conocido como granos, espinillas, manchas, etc. Usted puede notar una cicatrización de la lesión del acné, pero tan pronto como comienza a desaparecer, otros granos aparecen. Y lo más doloroso es que las cicatrices del acné no muestran ninguna señal de irse para siempre. Por lo general, el área facial es donde el acné afecta principalmente. Pero también se puede encontrar en el pecho, la espalda, las nalgas y los hombros.

Los síntomas de las espinillas en el pecho

Son unos tipos de grano que se conocen colectivamente como espinillas y puntos negros. Este tipo de granos se desarrolla cuando las secreciones de aceite bloquean y obstruyen los orificios de los folículos pilosos. Los puntos negros son aquellos que están abiertos en la superficie de la piel, mientras que los puntos blancos son los cerrados. Luego están los pequeños granos que son de color rojo como protuberancias que se forman en la piel. Estos granos suelen estar inflamados y sensible al tacto, conocidos como pápulas. Si los granos tienen un pus de color blanco en las puntas, entonces se conocen como pústulas. Cuando los granos se producen como bultos grandes, llenos de pus,  se conocen como nódulos. Y luego hay algunos granos que afectan el pecho o la espalda, que aparecen como forúnculos, son dolorosos y pueden causar cicatrices.

Las medidas para el tratamiento

Aunque hay muchos medicamentos de prescripción que podrían ser utilizados para tratar el problema, siempre es mejor probar algunos remedios naturales.

  • Usar una taza de yogur y media taza de harina de avena. Haga una mezcla de ambos ingredientes y aplíquela a las áreas de los granos. Deje que se seque por algún tiempo, antes de lavarla con agua tibia. No se olvide de secar la cara. A partir de entonces se puede aplicar cualquier crema con antibiótico prescrito.
  • Haga una pasta con unas hojas de albahaca seca y luego se mézclela con las bolsitas de té usadas, y aplíquela sobre la zona afectada.
  • Una mezcla de aceite de maní y jugo de limón es también un remedio casero eficaz para las espinillas.
  • Todas las noches antes de acostarse, aplique el jugo de menta fresca en las zonas afectadas por el acné, y vera impresionante reducción de los brotes.
  • Aplicar pasta de cúrcuma en el pecho, antes de tomar el baño. Con este método todos los días, sensiblemente impide los brotes de acné y mejora la apariencia de los granos.
  • Otro método consiste en utilizar cáscaras de naranja. Sólo tiene que colocarlas en los granos por algún tiempo, y enjuagar con agua tibia.

Aparte de todos estos remedios caseros, hay algunas medidas de autocuidado que ayudan a que el acné no se irrite. Estos incluyen el uso de productos de limpieza suaves, evitar los irritantes, como los cosméticos con aceite y otros tipos de productos agresivos para el acné.

Y para concluir con un consejo más, se debe ser consciente de lo que entra en contacto con la piel. Evite el uso de camisas apretadas, ya que el sudor y el aceite agravan los granos aún más. Así que cuando usted piense que los granos le molestan, considere el uso de algunos de los remedios antes mencionados para encontrar alivio.

Artículos relacionados:

Tipos de Granos

Diferencia entre herpes labial y el acné

El cloro y el acné

La vitamina A para el acné

La vitamina C para el acné

La vitamina E para las cicatrices del acné

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *