Espasmos faciales


Espasmos faciales

El espasmo facial  se puede definir como el movimiento involuntario de los músculos faciales, así como los ojos. Algunos de los síntomas comunes son parpadeo de ojo o blefaroespasmo, crispar la boca,  guiñir los ojos, arrugar la nariz y hacer muecas. La mayoría de los casos de espasmos faciales son de corta duración y desaparecen por su propia cuenta, sin embargo, a veces, puede continuar por varios días. En las circunstancias que la identificación de la causa es concretada, un tratamiento que se convierte en un imperativo, se lleva a cabo. A continuación se presentan las principales razones que provocan contracciones del músculo facial, seguido por las opciones de tratamiento para estas.

Causas

  • Una de las razones principales es el estrés y la ansiedad. Una persona que está bajo algún tipo de estrés mental, puede experimentar espasmos faciales durante un período corto de tiempo.
  • El estrés físico o fatiga muscular, como resultado de un exceso de actividad física.
  • Ciertos medicamentos pueden producir espasmos como uno de los efectos secundarios.
  • La ingestión de grandes cantidades de cafeína.
  • En los adultos, los espasmos faciales que se acompañan de dolor severo, restringido a un solo lado, puede ser debido a neuralgia facial. Aunque la causa exacta de la neuralgia facial aún no ha sido identificado, pero en la mayoría de los casos esta condición es causada por un nervio dañado.
  • Espasmo hemifacial, una condición que es causada por una irritación crónica de los nervios de la cara, como resultado de condiciones subyacentes, como los vasos sanguíneos poniendo presión sobre los nervios faciales, la aparición de tumores, esclerosis múltiple, meningitis cerebral o basilar.
  • En los ancianos, la enfermedad de Parkinson puede desencadenar espasmos faciales.
  • Los espasmos faciales en los niños, suelen ser de corta duración, y afectan más a los niños que a las niñas. El estrés, la ansiedad y la fatiga, son las principales causas de espasmos faciales en los niños. El síndrome Gilles de la Tourette, es un desorden genético que afecta el sistema nervioso y causa este problema en los niños también.
  • Una dieta deficiente, que no proporciona al organismo los nutrientes necesarios, puede causar esta condición. La deficiencia de magnesio en los niños se sabe que provoca   espasmos faciales en ellos.

Tratamiento

La dieta y el masaje
Los espasmos faciales causados por una dieta deficiente, se pueden tratar mediante la adopción de una dieta sana y equilibrada, acompañada de suplementos minerales. El potasio, calcio y magnesio afecta a las células cerebrales y nerviosas en forma directa, por lo que su ingesta debe ser de acuerdo con la necesidad del cuerpo. De lo contrario, la cantidad correcta de proteínas, vitaminas, fibra y hierro es una necesidad en la dieta, y la deficiencia  de cualquier tipo de estos elementos debe evitarse.

Los espasmos faciales provocados  por el estrés físico y la fatiga pueden  ser superados con los masajes. Idealmente, un fisioterapeuta o un masajista profesional debe ser contratado para ello. Además, las investigaciones han demostrado que la vitamina B es conocida para calmar el sistema nervioso y el estrés mental inducido, por lo que los espasmos faciales pueden ser atendidos con el aumento de la ingesta de alimentos ricos en vitamina B, como el plátano, el aguacate, patatas, legumbres, avena, hígado y atún. Hacer estos alimentos una parte de la dieta todos los días para superar este problema será de gran beneficio.

Hierbas
Los tratamientos alternativos como la toma de las hierbas, las cuales tratan los problemas relacionados con el sistema nervioso, también ayudan. La manzanilla, pasiflora, hierba de San Juan son las hierbas que una persona que sufre de espasmos faciales, debe tomar para minimizarlos. Por supuesto, un herbolario siempre debe ser consultado antes de optar por cualquiera de estas hierbas como tratamiento para espasmos faciales.

Medicación
Para el tratamiento de espasmos y entumecimiento facial causado por el espasmo hemifacial, los médicos recetan medicamentos tales como gabapentina, fenitoína y carbamazepina. Otra opción de tratamiento son las inyecciones de toxina botulinum, que paralizan los músculos faciales,  para el alivio de espasmos faciales. Si este último tratamiento durante unos meses brinda los beneficios esperados, entonces este tratamiento tiene que repetirse de nuevo. En los niños,  puede ser controlado, proporcionándoles un ambiente libre de estrés. En algunos casos, donde los niños experimentan incontrolables espasmos faciales, medicamentos, tales como Risperdal, pueden ser recomendados por los médicos.

Los espasmos faciales causados por el estrés o la deficiencia en la dieta son generalmente de corta duración y se pueden minimizar haciendo una dieta y unos pocos cambios en el estilo de vida. Sin embargo, los espasmos causados por neuralgia y espasmo hemifacial, requieren atención médica inmediata. Si el tratamiento  medicamentoso  y  las inyecciones de toxina para eliminar este tipo de espasmos no ofrecen resultados positivos, la cirugía de descompresión microvascular se sugiere por los médicos como último recurso. Aunque este tipo de cirugía para el tratamiento de espasmos faciales en un ochenta por ciento de los pacientes es exitoso, se conocen  los riesgos asociados con ella, tales como debilidad facial permanente y la pérdida de la audición. Estos riesgos tienen que ser considerados y discutidos con el cirujano, antes de optar por ella.

 

Artículos relacionados:

Espasmos musculares: Causas de fasciculaciones musculares en todo el cuerpo

Los espasmos musculares en los brazos.

Espasmos musculares en las piernas

Espasmos musculares en todo el cuerpo

Espasmos musculares y tics

Las contracciones musculares de los muslos

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *