Esofagitis Dieta

El esófago es el tubo que conecta la boca al estómago y la inflamación que puede llevar a la esofagitis. La alergia alimentaria, infecciones, infecciones por cándida, la enfermedad de reflujo ácido (GERD), la cirugía, el uso de ciertos medicamentos como los anti-inflamatorios no esteroides, radiación, etc, son las causas importantes de esta condición. La condición se puede observar en personas de cualquier edad y es un problema común esófago. Cuando se sufre de esofagitis, una persona experimenta dolor y dificultad al tragar, ardor de estómago, náuseas, vómitos, etc Después de una dieta ayuda a reducir la gravedad de los síntomas.

Dieta para la esofagitis

Es imprescindible para obtener la causa exacta de la enfermedad diagnosticada antes de seguir el plan de dieta. Hay ciertos tipos de alimentos que debe evitar por completo con el fin de deshacerse de esta condición rápidamente. La siguiente es la lista de los alimentos que se deben evitar en esta dieta.

Los alimentos que se deben evitar

  • Los alimentos ácidos son para ser totalmente evitados ya que tienden a erosionar el esófago o conducir a la inflamación adicional. Los alimentos como el maíz, las lentejas, las aceitunas, los tomates, el limón, todos los cítricos, grosellas, moras, arándanos, leche, yogurt, queso, mantequilla, todas las carnes rojas y el órgano, mariscos, frutos secos y semillas, etc, contienen altas cantidades de ácidos y por lo tanto, se debe evitar en la dieta.
  • Junto con los alimentos ácidos, alimentos condimentados debe ser especialmente evitarse en la dieta esofagitis erosiva, ya que también actúa en la forma similar a los alimentos ácidos y puede además tienden a dañar el esófago. Por lo tanto, es necesario evitar el polvo de chile, chile, especias, curry, etc, para reducir los síntomas de la esofagitis erosiva.
  • Los tomates y productos a base de tomate deben ser específicamente excluidos de la dieta ERGE, ya que puede agravar el reflujo ácido. Por lo tanto, los tomates, la salsa de tomate (marinara, salsa), salsa de tomate, puré, platos a base de tomate, como la pasta, espaguetis, pizzas, tomates disecados, etc, no deben ser consumidos.
  • Si usted se está preguntando cuáles son los alimentos que se deben evitar en la dieta de la esofagitis eosinofílica, a continuación, tenga en cuenta que los productos de soja, la leche y se cree que empeorar esta condición y, por tanto, debe evitarse.
  • Por último, en la dieta de la Candida esofagitis, azúcar y alimentos que contienen hidratos de carbono deben ser evitados. Por lo tanto, se debe reducir el consumo de dulces, postres, tortas, pasteles, pan, arroz, pasta. También debe evitar los alimentos fermentados.
  • Todas las bebidas que contienen cafeína y el alcohol también tiene que ser excluidos de la dieta.

Los alimentos seguros para el consumo

Ahora, aquí están algunos de los alimentos que son seguros para su consumo cuando se sigue esta dieta. Estos alimentos ayudan a reducir o disminuir los síntomas de esofagitis.

  • Todas las frutas y verduras, excepto los mencionados anteriormente.
  • Cereales cocidos, arroz integral cocido blando, harina de avena, pan de varios granos.
  • Puré de patatas, verduras blandas cocidas.
  • Clara de huevo, carnes magras, pollo sin piel.
  • Sopas, potajes o caldos, flanes, natillas, zumos, batidos.
  • El agua, té de hierbas, el té verde.

Junto con la dieta, también es necesario realizar cambios en el estilo de vida con el fin de deshacerse de la condición rápidamente. Al mismo tiempo, tomar medicamentos, antibióticos, antimicóticos, etc, también es esencial para un tratamiento completo. En casos severos, el médico puede aconsejar la endoscopia y la cirugía. La dieta es también a seguir después de la cirugía hasta la recuperación completa. Una vez que la afección se cura, usted puede regresar lentamente a una dieta normal mediante la inclusión de otros alimentos.

Si se diagnostica con la enfermedad, el médico le recomendará que siga la dieta y también le puede dar un plan detallado de la dieta. Recuerde que debe seguir estrictamente si desea recuperarse de la enfermedad por completo. ¡Ten cuidado!