La faringitis es una enfermedad infecciosa común. Lea este artículo para saber, si la faringitis es contagiosa o no.

¿Es contagiosa la faringitis?

La faringitis, también conocida, como dolor de la garganta, es la inflamación de la faringe. Puede ser causada por las bacterias o un virus, o incluso, puede ser un síntoma de alguna enfermedad respiratoria. La bacteria conocida como el estreptococo, es la causa más común de la faringitis, mientras que los virus que causan el resfriado común, la gripe, la mononucleosis y otras infecciones de las vías respiratorias altas, etc, también pueden llevar a esta enfermedad. La faringitis se puede encontrar en las personas de cualquier grupo de edad, pero, los niños pueden ser los más afectadas por esta enfermedad. La faringitis puede ser de dos tipos: la la faringitis aguda y la la faringitis crónica. También es esencial tener en cuenta, que la faringitis y la laringitis són dos enfermedades diferentes, que no deben ser confundidas. Aunque los síntomas de ambas condiciones són similares, estas són dos condiciones médicas separadas.

Los síntomas de la faringitis.

Como la faringitis es la inflamación de la faringe o de la garganta, el enrojecimiento y el hinchazón en la garganta són los síntomas comunes de esta condición. A menudo, esto conduce a la dificultad para hablar y de tragar los alimentos. Además de éstos, también se observan otros síntomas, como el dolor del oído, la fiebre de bajo grado, la ampliación de las amígdalas, los ganglios linfáticos agrandados y sensibles en el cuello, las ampollas en la garganta, etc. La persona también va a experimentar una sensación general de malestar y puede sentir debilidad y la fatiga. Como estos síntomas són más fáciles de identificar, es más fácil de diagnosticar esta condición.

¿Se puede transmitir la faringitis ?

La faringitis es contagiosa. Hay que señalar, que la faringitis causada por las bacterias, como virus, es contagiosa, es decir, se puede transmitir fácilmente de una persona a otra. Cuando una persona sana entra en contacto con el moco, secreción nasal o la saliva de la persona infectada, esta también contrae la infección. Esto puede suceder, cuando la persona que sufre de estornudos, tose la faringitis cerca de una persona sana o durante un beso profundo. También se puede propagar por compartir los artículos personales, como las toallas, los cepillos y los pañuelos entre dos personas.

La laringitis causada por una infección viral o bacteriana, también es contagiosa y puede transmitirse de una persona a otra. Sin embargo, si se debe a cualquier otro motivo, como el esfuerzo de las cuerdas vocales al cantar o gritar durante mucho tiempo, no se contagia. Por lo tanto, se debe obtener la causa de la enfermedad diagnosticada inmediatamente, o mantenerse alejado de otras personas para evitar la propagación de la infección.

La faringitis o la amigdalitis estreptocócica, puede ser contagiosa, siempre que los síntomas aparezcan. Por lo tanto, es esencial hacerse un tratamiento rápido con el fín de deshacerse de la condición y reducir el período de contagio. Se debe consultar con el médico de inmediato, si presenta cualquiera de los síntomas mencionados anteriormente. La infección bacteriana puede ser tratada con la ayuda de los antibióticos, mientras que es necesario mantenerse en reposo con el fín de deshacerse de la infección viral del cuerpo. También existen medicamentos y remedios caseros para la faringitis estreptocócica que ayudan a conseguir el alivio rápido. También se debe tener en cuenta, que después de consumir los antibióticos, la faringitis puede seguir siendo contagiosa durante 24 horas.

Por último, hay que recordar, que la faringitis es muy contagiosa, y por lo tanto, si se contrae, una persona debe evitar el contacto cercano con los miembros de la familia, especialmente los bebés y los niños. Con el tratamiento adecuado, la enfermedad puede desaparecer en un par de días.

Leave a Reply