Contracción muscular involuntaria

Contracciones involuntarias de los músculos puede ser sólo una molestia o pueden ser un indicador de la forma grave de las condiciones de salud. El rápido diagnóstico y evaluación médica pueden ayudar a descifrar más complejidades acerca de esta condición médica particular.

Ojo, contracciones es un evento que todos hemos experimentado a veces en nuestras vidas. Sin embargo, para muchas personas los espasmos de los  músculo se producen con frecuencia por un corto período de tiempo y luego desaparece de repente, sin dar ningún indicio de su existencia. En la mayoría de los casos,la contracción muscular involuntaria   no requiere ningún tratamiento específico. La naturaleza evasiva de la contracción muscular hace que sea difícil predecir una condición médica.

Un panorama de sacudidas involuntarias en los músculos
Si usted ha estado observando espasmos musculares en su cuerpo durante un buen período de tiempo significativo y no parece que se vaya, puede ser una causa de preocupación para su salud.  Las contracciones comúnmente son debido a la ansiedad y el estrés, sin embargo, si el temblor se prolonga, lo que interfiere con su vida diaria, es la hora de ir a un médico y encontrar la causa subyacente de la convulsión. Los médicos especialistas opinan que el músculo de incómodos y frecuentes temblores dan una pista hacia la posibilidad de problemas médicos relacionados con el sistema nervioso. Diferentes formas y  comportamientos de contracción muscular (espasmos) son conocidos por nombres como mioclono, fasciculación muscular en la terminología médica.

¿Qué causa la contracción
Los músculos del cuerpo coordinan los movimientos, trabajando bajo la dirección del sistema nervioso. Si hay un mal funcionamiento en la comunicación entre las   fibras nerviosas en el músculo y el cerebro, los músculos o  alguna de sus partes pueden contraerse por un tiempo, dando la sensación de una contracción muscular. Esta contracción muscular simple e inofensiva asume las formas graves de enfermedades crónicas como la epilepsia, distrofia muscular, ELA (esclerosis lateral amiotrófica o enfermedad de Lou Gehrig) y otras formas de daño a los nervios en el cuerpo. Estas condiciones médicas se dice que son los contribuyentes significativos de los espasmos musculares involuntarios o contracciones musculares. De acuerdo con los resultados de varios estudios médicos, las complicaciones médicas asociadas a las glándulas tiroides también se sabe  que accionan contracciones musculares en las zonas del cuerpo alrededor de la boca. Si dejamos de lado estas grandes razones de espasmos musculares, otros se asocian con hábitos de vida pobres. Nuestros hábitos dietéticos determinan significativamente nuestra salud. Si no  hacemos la ingesta de vitaminas como la A, B, C y E en nuestra dieta, nuestros músculos están destinados a sufrir debilidad y falta de energía que puede provocar espasmos musculares. Basándose en gran medida a las drogas y medicamentos, o para el caso, el exceso de estimulantes (alcohol) hacen que nuestros músculos  funcionen irregularmente dando lugar a contracciones musculares. El alcoholismo también contribuye a la deshidratación, al igual que las altas dosis de bebidas con cafeína, que a la larga provoca espasmos en el músculo. Del mismo modo, muchas veces, los músculos sobrecargados de trabajo también pueden contraerse después de hacer ejercicios en exceso. La ansiedad y el estrés, como se mencionó anteriormente son los factores más comunes de disparo para problemas musculares.

Opciones de Tratamiento
No existe un diagnóstico fijo o explicación de la contracción muscular involuntaria. Es usted quien tiene que observar la fase de la naturaleza y el tiempo de su temblor para explicar su condición a su médico. Su médico le ayudará a evaluar los síntomas médicamente de modo que usted puede saber, si se trata de una condición neurológica, que es responsable de la sensación de los músculos debilitados y del empeoramiento de su contracciones musculares. Cambios de estilo de vida sin duda puede traer resultados positivos en la lucha contra los problemas de espasmos. Beber mucha agua todos los días y la lucha contra las causas relacionadas con el estrés puede ser una manera larga en la curación de los problemas de espasmos musculares. Los ejercicios de yoga y la respiración son una verdadera bendición para las personas que son diagnosticadas con complicaciones del sistema nervioso. El mejor control de un individuo lo tiene en su respiración, más sano que él o ella será. Incluso una sesión de gimnasio y de jugar su juego favorito al aire libre puede actuar para eliminar el estrés. La lectura de libros buenos y disfrutar de la música también puede disminuir los problemas de los músculos estresados. Comer sano es, sin duda la forma más sencilla para controlar los problemas de falta de la deficiencia de la vitamina en el cuerpo.

Ahora sabemos que los espasmos musculares pueden ser benignos o muy grave, por lo que es esencial que usted debe mantener una estrecha vigilancia sobre la contracción muscular involuntaria en los brazos, piernas, cara o cualquier otra área del cuerpo. No dude en ir al médico, ya que es el profesional capacitado para guiarlo a cada paso.